jueves, 3 de noviembre de 2011

son secret

Se fue igual que llegó: con la mirada empañada y un nudo en el estómago difícil de desatar. Sin embargo, había conseguido algo que no tenía la primera vez que cruzó esa puerta: a si misma.